Columna en CodexVerde, 6 de julio 2021

Columna en CodexVerde, 6 de julio 2021

  • Categoría de la entrada:Noticias

Gobernanza del agua rural

Fundación Amulén realizó un informe, que revisa a más del 50% de los SSR de la Región del Maule, la región de Chile con más servicios de saneamiento rural. Se identificaron los principales problemas que enfrentan y éstos pueden ser extrapolables a nivel nacional.

La situación meteorológica indica que continuaremos con preocupantes cifras de sequía y escasez hídrica en gran parte del territorio nacional. Si bien el gobierno ha anunciado un plan de inversión importante para enfrentar esta situación y mejorar infraestructuras para el futuro, nos preocupan las zonas rurales que aún no cuentan con soluciones básicas y permanentes para obtener agua potable para el consumo humano.

El sistema de APR, hoy conocido como Servicio de Saneamiento Rural (SSR), ha permitido aumentar la cobertura de la población rural, pero presenta dificultades. Hoy, hay zonas que no sólo enfrentan falta de agua provocada por la baja en precipitaciones, sino que también por mala cobertura, construcción y administración de estos sistemas de APR. Fundación Amulén realizó un informe, que revisa a más del 50% de los SSR de la Región del Maule, la región de Chile con más servicios de saneamiento rural. Se identificaron los principales problemas que enfrentan y éstos pueden ser extrapolables a nivel nacional.

Un problema relevante que fue detectado, es la baja participación de los usuarios en las actividades y tareas de los SSR. Esto se ve fuertemente reflejado en el poco recambio existente en las directivas de gran parte de los comités o cooperativas que sólo pueden cambiar parte de sus integrantes o sólo van continuamente rotando entre los cargos. Este bajo interés es explicado porque las personas no comprenden el sentido comunitario sobre el que funcionan los SSR y no conocen las funciones de las directivas. Adicionalmente, la pandemia del Covid-19 ha provocado que muchos comités no hayan podido realizar asambleas, por tanto, no han podido hacer elecciones y han tenido que prorrogar los mandatos.

Otro de los puntos críticos está en los derechos de aprovechamiento de agua y los caudales otorgados, donde muchos de los representantes de los SSR desconocen cual es la situación en la que se encuentran sus Derecho de Aprovechamiento de Agua (DAA) ni cuánto tienen permitido extraer. Asimismo, son alarmantes los casos en los que reportan que esos derechos están a nombre de terceros y no han podido regularizar su situación. Esto invita a pensar en la necesidad de realizar una revisión de todos los SSR para aclarar el estado de los derechos de agua.

Esto da cuenta de la difícil realidad que viven muchas comunidades rurales a lo largo de nuestro país. Es urgente la implementación de mejoramientos al sistema de APR y, al mismo tiempo, incorporar innovación en las políticas públicas relacionadas con la gestión del agua. La disponibilidad del recurso debe ser parte central de la agenda social de nuestro país. Mejorar las condiciones de las personas que viven en la ruralidad y que carecen de agua es urgente. Ellos no pueden seguir esperando.

Antonia Rivera

Directora de Proyectos, Fundación Amulén

Antonia Rivera, Directora de Proyectos, Fundación Amulén